Buenos días, ¿en vuestra opinión es obligatorio contratar los servicios jurídicos de un Notario mediante concurso público?, al fin y al cabo, a diferencia de los Registradores, los Notarios operan en el mercado libre, por lo que habría que elegirlos mediante un procedimiento de contratatación, al igual que Abogados y Procuradores. La diferencia es que son funcionarios públicos, no sé si eso operará como excepción en la aplicación de la Ley.

Gracias.

Visitas: 235

Responde a esto

Respuestas a esta discusión

Buenos días David, yo creo que la excepción a la aplicación de la ley a los funcionario no ha de afectar a la contratación de los servicios (de libre elección) de un notario.

Creo que están dentro de la ley, así lo entiendo cuando se refiere el art. 19.2.e.3º LCSP17 que este tipo de contratos se entenderá que no son SARA independientemente del importe del mismo. Asi, abrá de entenderse sin lugar a dudas que son servicios que deben contratarse por los procedimientos establecidos en la ley.

Es mi opinión, espero te sirva...

Muchas gracias F. Javier.

En su momento lo comenté con un notario y me dijo que ellos, en su relación con el sector público, están sometidos a turno de reparto por así establecerlo el reglamento notarial. Es decir, los entes del sector público no deberían trabajar siempre con un mismo notario, sino que deberían ir trabajando con todos los que se encuentren en su demarcación territorial.

Copio y pego lo que ha comentado Diego Pérez Martínez:

El caso de los registadores y notarios es singular, dada su especial naturaleza jurídica .

Los registradores son funcionarios públicos (artículo 274 de la Ley hipotecaria: "Los Registradores de la Propiedad tienen el carácter de funcionarios públicos para todos los efectos legales y tendrán tratamiento de Señoría en los actos de oficio") y cobran por arancel (Real Decreto 1427/1989, de 17 de noviembre, por el que se aprueba el Arancel de los Registradores de la Propiedad). Lo mismo ocurre con los notarios, a quienes el art. 1 del Reglamento Notarial califica como funcionarios, y que también cobran por arancel (Real Decreto 1426/1989, de 17 de noviembre, por el que se aprueba el Arancel de los Notarios).

Por tanto, desde mi punto de vista la contratación de los servicios de registradores y notarios están excluídos de la LCSP, de acuerdo con su art. 11.2: "Se excluyen, asimismo, de la presente Ley las relaciones jurídicas consistentes en la prestación de un servicio público cuya utilización por los usuarios requiera el abono de una tarifa, tasa o precio público de aplicación general". 

Adjunto un par referencias de internet relacionadas con el tema:

https://confilegal.com/20170922-puede-la-administracion-contratar-a...

http://www.as-notarios.com/notarial/eleccion-de-notario

Muchas gracias Guillermo.

RSS

El cactus de la contratación pública

Planta en cultivo para talleres, jornadas y eventos de contratación pública en temas diversos.

© 2019   Creado por Guillermo Yáñez Sánchez.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio